Daniel Cardoso – Empleado en primer plano

Daniel Cordoso Employee Spotlight

En mi primera clase de tai chi en California, el Dr. Sánchez trabajó conmigo para encontrar espacio para nuestro programa de tai chi. Me preguntó: “¿Con cuántos niños deberíamos empezar?” Le dije que probablemente doce. Poco tiempo después, ¡entró por las puertas con 120 niños! A partir de entonces, las clases siempre tuvieron al menos un centenar de niños.